fbpx

El yoga se ha popularizado muchísimo en los últimos años. Y es que vivimos en un momento frenético, en el que llegar a todos los quehaceres diarios puede estresarnos y hacernos sentir acelerados. Empezar el día practicando yoga puede convertirse en un hábito del cual no puedas prescindir. ¿Te atreves a probar?

Madrugar da mucha alergia a cantidad de personas. Sin embargo, se puede cambiar el concepto si descubres lo positivo que puede resultar. La manera en que comencemos el día, puede ser decisivo en cómo este se desarrolla. Por ello, adelantar la alarma media hora y dedicar este tiempo a practicar yoga resultará muy estimulante. Te apetece probarlo pero, ¿no sabes si serás capaz de cumplir? Pues atención a algunas razones para hacerlo.

Razones para empezar el día practicando yoga

1- Satisfacción de cumplir con un hábito positivo. Ser capaz de despertarte un poquito más temprano de tu hora habitual para cumplir con una rutina de yoga, no solo te hará sentir mejor, a nivel físico y mental, sino que te aportará una sensación de logro y orgullo por ti mismo.

2- Crearás un hábito saludable. Seguro que si tienes la intención de amanecer antes, tienes una rutina más óptima la noche anterior. Esto ayudará a tu cuerpo a lograr un mayor bienestar y orden en el día a día.

3- Tu cuerpo en condiciones. Empezar el día practicando yoga, significa permitir a tu cuerpo que se vaya estirando de forma lenta y progresiva, alargando la musculatura y preparándose para afrontar el día en óptimas condiciones.

4- Respiración sanadora. A través de la respiración profunda y consciente, lograrás aportar a tu cuerpo y mente una mayor energía y estabilidad para cumplir con los objetivos del día desde una sensación de equilibrio.

5- Mejorar la calidad de tu respiración. Cuando aprendes a respirar de forma consciente, entiendes la importancia y los beneficios que conlleva. Es probable que esta sensación de profundidad se alargue durante el día y puedas relativizar los problemas y tratarlos desde la calma y la meditación.

6- Pensamientos positivos. Una vez que integras la rutina del yoga en tus días, aprendes a escuchar tu cuerpo y tus propias necesidades. Los pensamientos negativos se van esfumando, dando paso a un importante optimismo como forma de vida.

7- Entrenamiento físico. Aunque el yoga tiene muchos aportes positivos a nivel mental, es una actividad con grandes beneficios a nivel físico. Tonifica la musculatura y trabaja la fuerza y resistencia muscular. Aporta una gran flexibilidad y libera tensiones que puedes estar a cumulando durante el día. Sin duda, te sentirás muy bien.

8- Empezar el día con equilibrio. Si amaneces con la mente llena de ideas acerca de lo que tienes que hacer y lo duro que va a resultar afrontar el día, es probable que aumente el estrés y tu estado de ánimo se vea resentido. Empezar el día practicado yoga te aporta herramientas para combatir muchos síntomas propios de la ansiedad.

Usamos cookies propias y de terceros con el fin de ofrecerte una experiencia de mejor calidad. Por favor, revisa nuestra política de cookies y acepta su uso para disfrutar de una experiencia completa. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar