“Operación bikini”: el peligro de las dietas milagro

dietas milagro

Ya se va notando el calorcito y cada vez está más cerca el deseado verano. Con las ganas de que este llegue, también se incrementa la urgencia por empezarlo con todos los objetivos físicos cumplidos. Sin embargo, lograrlo es fruto de un trabajo constante, progresivo y prolongado. Querer alcanzar la meta de manera rápida y sin tener en cuenta el paso a paso, puede ser muy perjudicial. Empieza la popular “Operación bikini” a nuestro alrededor y con ella es importante tener en cuenta el peligro de las dietas milagro. No caigas en trampas, cambia tu estilo de vida y deja que los resultados lleguen en el momento adecuado. Disponer de unos hábitos saludables como forma de vida es lo que realmente te hará sentir un gran bienestar a todos los niveles. ¡Te lo contamos!

En estas fechas la “Operación bikini” se apodera de muchas personas que desean conseguir en poco tiempo aquello por lo que no han trabajado anteriormente. Debes saber que, si es tu caso, siempre estas a tiempo de mejorar y cualquier día es perfecto para buscar un cambio que te permita gozar de una buena salud y alcanzar los objetivos físicos. Sin embargo, algo que lleva implícita la conocida “Operación bikini” y las consecuentes dietas milagro, es la urgencia y la inmediatez nada recomendables. Querer nuestro cuerpo, cuidarlo y trabajar duro para vernos bien SÍ; pretender cambios drásticos con resultados superevidentes e inmediatos en poco tiempo, no es el camino.

El reclamo de las dietas milagro

Es probable que en estas fechas veas cómo se incrementan los reclamos publicitarios sobre todo tipo de píldoras, tratamientos, dietas milagro, etc. Seguro que todos ellos son, supuestamente, la panacea para llegar con el peso perfecto al verano. Desgraciadamente, la pérdida de grasa no es un proceso que pueda hacerse rápido, con salud, en cuestión de un mes. Con estos métodos de forma general, la mayor parte del peso perdido va a ser agua y, en muy bajo porcentaje, grasa. Además, afectará de forma significativa a la masa muscular. Esa es la razón por la cual, una vez finalizados este tipo de tratamientos, se recupera peso tan rápido.

¿Esto quiere decir que no puede hacerse una puesta a punto para verano? ¡Por supuesto que se puede! Eso sí, de forma adecuada y saludable para evitar el posterior rebote y la pérdida de masa muscular. Por eso recomendamos hacer las cosas bien y huir de dietas milagro y otros tratamientos; buscar un enfoque un poco más intenso que en una dieta de pérdida de grasa normal y combinar siempre con ejercicio físico. No te obsesiones con el número de la báscula, sino con la calidad de tu composición corporal. Siempre será preferible perder 1 kg de grasa en un mes, por ejemplo, que 5 kg de líquidos y masa muscular.

Te recomendamos:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

SUSCRÍBETE